CRISIS GLOBAL: DINERO PÚBLICO PARA SALVAR A LOS CULPABLES

mayo 23, 2010 at 9:38 am 1 comentario

La crisis de Grecia está demostrando como, de una forma brutal, el sistema capitalista (Estado y empresas privadas) descarga el costo del colapso finaciero económico (la crisis) sobre el sector asalariado (fuerza laboral masiva) y la masa más desprotegida y mayoritaria de la sociedad (población pobre con limitados recursos de supervivencia), por medio de los despidos laborales y la reducción del gasto social (“ajustes”), que incrementan los niveles sociales de precariedad económica y de exclusión masiva del mercado laboral.

La crisis hipotecaria en EEUU primero, la crisis financiera luego, terminaron  de configurar un proceso económico-recesivo que devino después en crisis social  de la mano del desempleo  y la caída del consumo en EEUU y Europa…

No obstante las “señales optimistas” que lanzan Obama y las autoridades europeas, los propios datos oficiales prevén que, con los mercados de crédito paralizados, en los próximos meses más empresas ingresen en un proceso de bancarrota y anuncien nuevos despidos (sumados a los ya existentes), y los consumidores se ajusten aún más el cinturón, a medida que la ausencia de crédito afecta su capacidad de endeudamiento.

Los pulpos financieros de Wall Street y las bolsas mundiales, reciclan una nueva “burbuja” ganancial, no ya con dinero especulativo proveniente del sector privado, sino con fondos públicos (de los impuestos pagados por toda la sociedad), puestos compulsivamente al servicio de un nuevo ciclo de rentabilidad capitalista con la crisis.

Mientras el colapso económico desatado desde las economías centrales (EEUU y Europa) sigue generando pobreza y devaluación acentuada del poder adquisitivo de las mayorías a escala planetaria, un selecto grupo de mega-empresas y multimillonarios multiplican a escala sideral sus activos empresariales y sus fortunas personales…

Los que se benefician con la crisis

Desde el desenlace de la crisis financiera, septiembre de 2008, el sistema capitalista central (EEUU-potencias del euro) ensayó tres formas combinadas para “trasladar” la crisis al conjunto de la sociedad:

A) El capitalismo financiero, con el argumento de la “catástrofe económica” utiliza dinero público (de toda la sociedad) para salvar al capitalismo privado y generar un nuevo ciclo financiero de rentabilidad del capital. En este proceso, el peso del costo lo llevan los sectores sociales menos “diversificados” que pagan impuestos a través de sus ingresos y salarios.

B) El capitalismo industrial o comercial, con el argumento de la “catástrofe económica”  reduce “costo laboral”  despidiendo empleados, reduciendo salarios y suprimiendo beneficios sociales, y “sobreexplotación” de la fuerza que queda ocupada. Achican otros gastos (e inversiones) de la producción para ganar lo mismo produciendo y vendiendo menos, lo que agudiza la recesión y genera más baja del consumo y despidos laborales.

C) Los Estados capitalistas bajan “costo social” por medio de la reducción del gasto público (salud, vivienda, educación, etc) para compensar la merma de la recaudación durante la crisis.

Se trata, en suma, de una “socialización de las pérdidas” para subsidiar un “nuevo ciclo de ganancias privadas” con el Estado como herramienta de ejecución, mediante el cual los megaconsorcios más fuertes (los ganadores de la crisis) se degluten a los más débiles generando un nuevo proceso de reestructuración y concentración del sistema capitalista”.

Los que pagan la crisis

La primer ley histórica del capitalismo es la preservación de la rentabilidad (base de la concentración de riqueza en pocas manos), aún durante las crisis…

De acuerdo a la OIT, en 2009 unas 50 millones de personas en todo el mundo podrían perder sus trabajos debido a la crisis económica. Multiplicado por una “familia tipo” (cuatro personas por despedido) esto implica que alrededor de 200 millones de personas serían afectadas por la desocupación en el curso de este año.

Hay una estimación -alimentada por números oficiales- que expresa que la presente crisis recesiva global va a arrojar (como consecuencia de los despidos y del achicamiento del consumo) a más de 1000 millones de personas a la pobreza y a la marginalidad.

Los analistas y periodistas del sistema se preocupan  por  las pérdidas empresariales y por los efectos de la crisis en los países centrales, obviando que la crisis más aguda del consumo y de la desocupación, tanto en EEUU como en Europa, la sufren los empleados y obreros de baja calificación que están conformando un peligroso bolsón masivo de protestas y conflictos sociales.

Las masas asalariadas (la fuerza laboral mayoritaria) y los sectores más desposeídos de la sociedad (los pobres estructurales) pagan el grueso de la crisis capitalista por medio de los  ajustes sociales, despidos, suspensiones, reducción de salarios, supresión de beneficios sociales, abolición de indemnización por despidos, reducción de aportes patronales, etc.

Las masa más desprotegida y los asalariados “cautivos” pagan la crisis de tres maneras:

1) A través de las cargas fiscales a los salarios (que se le descuentan compulsivamente de su sueldo),

2) a través de los impuestos al consumo (que paga en el momento que compra alimentos o productos gravados para el consumidor),

3) A través de los despidos o reducciones de salarios, o de los “ajustes”  del Estado con reducción de planes sociales y baja de los aportes patronales.

La masa asalariada (mayoritaria y peor paga) y los pobres, son a su vez los mayores perjudicados por la utilización fraudulenta (estafa con el Estado capitalista) de fondos de impuestos públicos para salvar a empresas privadas, ya que no cuentan con los recursos (ahorros y medios capitalistas de supervivencia) de las clases altas o medias altas.

En este cuadro, los ocupados pagan los “rescates capitalistas” con su salario y con lo que consumen, mientras que los desocupados y marginados sociales lo hacen a través de los pocos productos que puedan puedan adquirir para su supervivencia inmediata.

EXTRACTO DEL ARTÍCULO DE MANUEL FREYTAS EN:

http://www.iarnoticias.com/2010/secciones/contrainformacion/0042_quien_gana_quien_pierde_08may2010.html

Manuel Freytas es periodista, investigador, analista de estructuras del poder, especialista en inteligencia y comunicación estratégica.

EL FIN DE LA DEMOCRACIA

¿CREES TODO LO QUE TE CUENTAN LOS MASS MEDIA?

Entry filed under: Uncategorized. Tags: .

OPERACIÓN REAL EN UNA CLÍNICA VIP PAGADA POR TODOS PRIVATIZACIÓN CONTRA EL ENDEUDAMIENTO. LA LEY Y LA TRAMPA.

1 comentario Add your own

  • 1. insurance 08742  |  octubre 3, 2010 a las 11:17 am

    The most influential post that I have read ever 😛

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Trackback this post  |  Subscribe to the comments via RSS Feed


¡ HOLA MUNDO !

BIENVENID@S AL BLOG MADRID SUR EDITADO POR LORENZO

AVISO A NAVEGANTES:

EL AUTOR DE ESTE BLOG NO SE RESPONSABILIZA DE LAS OPINIONES, COMENTARIOS E IMÁGENES NO INSERTADAS POR ÉL MISMO. SE RESERVA EL DERECHO DE RETIRAR AQUELLAS INTERVENCIONES QUE SUPONGAN UNA FALTA DE RESPETO O ATENTEN CONTRA LA DIGNIDAD DE ÉL MISMO O DE TERCEROS.

ENTRADAS


A %d blogueros les gusta esto: