CAPIO-PONTONES NINGUNEA A LOS PACIENTES DE LA SEGURIDAD SOCIAL

enero 11, 2013 at 2:52 pm 1 comentario

TESTIMONIO DE UN CASO CONCRETO Y REAL:

…Hoy, lo he comprobado visitando el Centro de Especialidades Público (CEP) de Pontones, en Madrid capital, adonde los médicos de familia derivan a pacientes de toda la ciudad que requieren medicina especializada. Este centro es un vivo ejemplo de cómo la empresa privada ya está dentro de la sanidad pública.

Acudo a este centro como uno de esos pacientes, con volante de mi médico. Tenía cita para las 12.50. A las 8.00 de la mañana ya me estaba llamando el doctor Cabrera, quien debía atenderme, para pedirme que fuera cuanto antes “porque a las 12 tengo clase en la universidad“.

Como comprobé al llegar al centro, la planta donde este médico pasa consulta, la cuarta, no tiene nada que ver con las tres primeras. Todo es nuevo. De las paredes cuelgan pantallas de plasma. Jóvenes ataviados con batas con el logo de Capio Sanidad rondan por los pasillos con una sonrisa de vendedor de centro comercial. Capio es una empresa privada que factura 1.400 millones de euros anuales en nueve países y es propiedad del fondo de capital-riesgo norteamericano Apax Partners. Cuando le pregunto a uno de ellos por qué no me atiende el doctor cuando he venido antes a petición suya, lo único que sabe darme es una falsa sonrisa.

Tras media hora de espera, me atiende el doctor, que ante mis quejas me dice que miento, que no he esperado tanto. “Venga vamos, que me esperan en la Universidad”. Me examina exactamente durante 22 segundos (los cuento).

Pese a mi angustia, no me aclara nada sobre mi dolencia y enseguida me extiende un volante para una ecografía en la Fundación Jiménez Díaz (también perteneciente a Capio Sanidad). Y me despacha hacia el mostrador donde, tras darme turno un joven vestido de chaqueta y corbata, espero tres cuartos de hora a que me den cita para dentro de 20 días en dicha fundación privada, que factura a la Sanidad Pública madrileña por cada ecografía que sus médicos endosan en esta planta del CEP Pontones.

Estos especialistas, como casi cualquier empleado de empresa privada, están instruidos para trabajar por objetivos, no por horas. La empresa no gana nada si un paciente ocupa 15 minutos del tiempo de un médico. Pierde pacientes. En cambio, gana mucho si los deriva rápido a otros servicios de su misma empresa, como han hecho conmigo…

http://misaludnoesunnegocio.net/destacados.php?p=186&more=1&c=1&tb=1&pb=1

EXPERIENCIAS EN GINECOLOGÍA:

LA PRIMERA: EL CASO DE VIRGINIA

…Vengo del Centro de Pontones, de hacerme una revisión ginecológica. Es la primera vez que sigo los pasos “normales” para una consulta así ya que antes, a través de mi madre, me veían en La Paz, ella era enfermera.

1. No sabía quién era mi médico, ya que no lo indicaba en el justificante de cita.

2. Cuando he llegado, he tenido que esperar a que las 4 enfermeras de las 4 consultas destinadas a ginecología saliesen para ver en qué lista de los 4 médicos estaba. Y corría el tiempo….Claro.

3. Entro a la consulta y me pregunta el médico (sin mirarme a la cara): “para qué viene?”, le empiezo a explicar y me corta secamente (sin mirarme a la cara) y me dice: una revisión.

4. Le empiezo a contar que me diagnosticaron un SOP, etc etc (nada grave), pero para ponerle en antecedentes y me dice (sin mirarme a la cara), pase a la camilla.

5. Caundo acaba la revisión, me siento a la mesa de nuevo, y le oigo algo de unos análisis, y le digo, ah! me va a pedir análisis? Tengo aquí unos que me hicieron hace muy poco tiempo. Dice, en tono sarcástico e irónico: ¿Por qué tooodo el mundo pregunta al final?? Le contesto que yo, no le he preguntado nada, que el que NO me ha preguntado ha sido él, si tenía análisis.

Si hubiese escuchado mi historia al principio sobre que antes me veían en otro hospital y no era nada constante con mis consultas, etc, se habría enterado….

A todo esto, le suena el móvil y se pone a hablar unos minutos….No me daba la sensación que fuese nada de trabajo.

En fin, después me bajo a pedir cita para recoger los resultados de la citología, me confirman que hasta Febrero nada, y les pido que me citen con otro ginecólogo, por favor. Me dicen que no pueden hacer eso ya que no estoy asignada a ese médico, estoy asignada a un equipo de ginecólogos y que iré rotando en función de cómo estén sus agendas. Es decir, hoy me vió un tal Victor Hugo, en 6 meses me verá Paco, a los 6 me veré Pepe…..Pero todo esto, hasta que no llegue el día de la consulta….NADA…

LA SEGUNDA: EL CASO DE ÁNGELA

Mi queja es por el ginecologo que me han asignado Hugo Ariel, que en un principio me dieron a elegir entre hombre o mujer, yo elegi mujer, pero mi sorpresa fue que era Hugo, en principio digo que no soy nada pudorosa y no tengo ningún problema por que sea hombre, lo quiero dejar muy claro, pero si que tengo problema por la manera de tratarme, nada mas entrar me pregunta que cual es el motivo de mi visita, le comento que me tienen que hacer revisión de mama cada 6 meses por tener quistes y porque es lo que habia establecido mi anterior ginecologo, me dice que ya que estoy alli me va a hacer una exploración yo llevaba el informe anterior en el cual ponia que revsión ginecológica para el 2013, pero vamos no tuve ninguna objeción, me preparo en el potro, y sin llegarse a sentar, ni a mirarme la primera pregunta a bocajarro es si me meto cosas por la vagina, la segunda que tengo cuello de útero, estoy operada de hicterectomía hace 7 años, le pregunte que si el útero se regeneraba, y la tercera fue que haciendome eco vaginal, le comento que tengo un ovario bastante mas grande que otro porque es algo que todos los ginecólogos me ha comentado, su contestación fue que con la edad que ya tenia lo raro es que me los viera, que ya ni se encontraban, tengo 53 años y si se han atrofiado mis ovarios no me trauma, pero si la falta de delicadeza…

http://manuel1971.wordpress.com/2008/08/10/comentario-sobre-cep-pontones/

OTROS TRES EJEMPLOS DE CÓMO ATIENDE CAPIO EN PONTONES A LOS PACIENTES PROCEDENTES DE LA SEGURIDAD SOCIAL:

CASO Nº1:

Pontones, finales de octubre de 2012.

Tras ser atendida en consulta por el especialista la señora X acude al mostrador con el fin de solicitar fecha para la prueba que el doctor acaba de prescribirla, así como una nueva cita que el médico requiere para primeros de enero de 2013.

El ordenador determina que el 8 de enero será la fecha para ser atendida por el especialista nuevamente y que ese mismo día, aunque algunas horas más tarde, se le otorga cita para la prueba solicitada!!!!!

La señora X, extrañada y sorprendida, hace ver a quien se sienta frente al ordenador que no tiene lógica ni sentido que la prueba le sea realizada después de la visita al doctor.

Lo siento, señora -le dice- pero es imposible adelantar la cita de la prueba porque no hay fechas libres.

La pobre mujer intenta hacerle comprender lo absurdo de la situación e insiste una y otra vez en que trate de buscar una solución con sentido. Pero el empleado comienza a sentirse incomodo por la insistencia de la paciente inconformista. Cambia su agradable inicial tono de voz y agría el gesto intentando amedrentar a la señora, quien le deja muy claro que no se moverá de allí sin que le solucione el problema.

Tras varios minutos de tira y afloja quien está al frente del rebelde ordenador decide consultar de nuevo las fechas disponibles y… ¡oh, sorpresa! como por arte de magia aparecen dos días con hora disponible, uno para 20 días antes de la cita con el especialista y otro para sólo una semana después del día de los hechos.

¿Cómo es posible tal milagro en el transcurso de una breve polémica con la paciente? ¿Habría surgido el mismo problema si el paciente hubiera sido privado? ¿Qué habría ocurrido si la señora X se hubiera resignado desde el principio?

Y no es un caso aislado y anecdótico, ocurre constantemente.

CASO Nº 2:

Pontones, mediados de noviembre de 2012.

El señor Y acude a la cita con su especialista concertada desde dos meses antes.

Al llegar le indican que ha de dirigirse a una consulta diferente a la habitual porque le visitará un doctor que no es el suyo.

Lógicamente el señor Y, contrariado, pregunta el motivo de tal cambio recibiendo como respuesta “ausencia del médico que le corresponde”.

Acompañado de su esposa, el paciente se dirige a la zona de espera que le indican y comprueba justo al llegar que “su” especialista se encuentra en ese momento en su mesa de consulta cuya puerta han dejado abierta.

Desconcertado y observando cómo otro paciente entra en la sala cerrando la puerta tras de sí, el señor Y decide volver sobre sus pasos y pedir explicaciones a la persona que le anunció el cambio de doctor.

Por supuesto la amabilidad desapareció también en este caso cuando el empleado se encontró frente a un paciente rebelde que le exigía explicaciones.

Pero el señor Y también tiene carácter y no se dejó amedrantar hasta conseguir ser visitado por el médico que le correspondía.

¿Por qué se mintió al paciente para “colocarle” a otro especialista? ¿Por qué teniendo cita desde meses antes se ningunea al paciente y se le trata como a un intruso que hay que quitarse de enmedio como sea?

CASO Nº 3:

Pontones, enero de 2013.

Después de tres meses de espera y con su cita en la mano el paciente Z llega a la maquinita de citas, introduce su tarjeta y el aparato le dice que NO tiene ninguna cita para ese día.

Suponiendo que se trata de algún error o fallo técnico el paciente se dirige a un sonriente empleado que, amable y solícito, le dice que va a comprobar en su propio ordenador cual es el problema.

Unos segundos después el paciente Z es informado de que su cita ha sido cancelada y retrasada 10 días…. ¿Cómo?, se extraña Z.

Usted ha tenido que recibir una llamada o una carta informándole del cambio – le explica el empleado-.

Pero el paciente Z no ha recibido ni llamada ni carta y acude con puntualidad inglesa a la cita que se le otorgó tres meses atrás y que exije se respete. Además quiere saber los motivos por los que su cita ha sido retrasada.

La persona que le atiende no parece saber qué hacer y decide remitir a un compañero el caso.

Una nueva consulta al todopoderoso ordenador y la misma respuesta: usted no tiene cita para hoy, lo siento -le repiten-

Z no está dispuesto a marcharse sin más y comunica a su interlocutor que desea hablar con su doctor para exponerle la situación.

Tras un rato de rifi-rafe consigue que el empleado sea quien hable con el médico para tratar de deshacer el entuerto.

Veinte minutos después entra en consulta y es atendido por su doctor quien le pide disculpas por lo ocurrido aunque le reitera que, efectivamente, su cita había sido retrasada.

Insiste en hacer constar el paciente Z que le llamó poderosamente la atención que durante los 20 minutos que pasó esperando que le atendiera el doctor “curiosamente apareció un vigilante jurado que paseaba arriba y abajo por el pasillo de consultas en el que me encontraba y en el que sólo había otro paciente esperando“.

¿A qué vienen esos cambios de cita tan frecuentes? ¿Por qué se niegan a dar explicaciones sobre los motivos de dicho cambio? ¿Consideran peligroso a un paciente que pide explicaciones?

MADRIDSUR: ESTOS TRES ÚLTIMOS CASOS HAN SIDO VIVIDOS  POR PERSONAS QUE ME HAN NARRADO DIRECTAMENTE SU EXPERIENCIA. DE UNO DE ELLOS  FUÍ TESTIGO PERSONALMENTE.

LAS PERSONAS CITADAS COMO X, Y, Z (TODAS DE AVANZADA EDAD) PREFIEREN OMITIR SUS NOMBRES POR TEMOR A POSIBLES REPERCUSIONES EN SUS PRÓXIMAS VISITAS AL CEP PONTONES.

PONTONES SUSPENDE*:

VALORACIÓN DE PACIENTES DEL CENTRO DE PONTONES:

(Valoración entre una nota mínima=0 y una nota máxima=10)

INSTALACIONES:   4,7

CONSULTA DEL MÉDICO:   3,7

PERSONAL ADMINISTRATIVO :   4,5

CONSULTA ESPECIALISTA:   4,6

NOTA GLOBAL:   4,4

*EN LOS ÚLTIMOS DÍAS LA NOTA GLOBAL HA BAJADO A UN 3

PON TU NOTA AL CENTRO DE PONTONES EN:

http://www.sanidadysalud.com/centro-de-salud-pontones-CS102462.html

SENTENCIA DICIEMBRE 2012 SOBRE PONTONES:

http://www.actasanitaria.com/fileset/file__SENTENCIA_63851.pdf

INFORMACIÓN SOBRE LA PRIVATIZACIÓN SANITARIA:

http://www.publico.es/espana/446368/los-beneficiarios-de-la-privatizacion-de-la-sanidad-madrilena

Anuncios

Entry filed under: Uncategorized.

TRATAMIENTOS SEGÚN NIVEL ECONÓMICO DEL PACIENTE SANIDAD PRIVATIZADA PARA ENGORDAR A ALGUN@S

1 comentario Add your own

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Trackback this post  |  Subscribe to the comments via RSS Feed


¡ HOLA MUNDO !

BIENVENID@S AL BLOG MADRID SUR EDITADO POR LORENZO

AVISO A NAVEGANTES:

EL AUTOR DE ESTE BLOG NO SE RESPONSABILIZA DE LAS OPINIONES, COMENTARIOS E IMÁGENES NO INSERTADAS POR ÉL MISMO. SE RESERVA EL DERECHO DE RETIRAR AQUELLAS INTERVENCIONES QUE SUPONGAN UNA FALTA DE RESPETO O ATENTEN CONTRA LA DIGNIDAD DE ÉL MISMO O DE TERCEROS.

ENTRADAS


A %d blogueros les gusta esto: